Protección De Datos Personales En Las Empresas

¿Cuidar los Datos Personales es Responsabilidad Social de las empresas?

Hoy más que nunca, los Datos Personales se trafican entre empresas, gobierno y particulares; y en algunos casos – la mayoría tristemente – son gestionados sin medir alcance, consecuencias o el nivel de su protección.

Una empresa Socialmente Responsable, debería estar en capacidad de tener sistemas de gestión que le permitan tener una adecuada gestión y protección de los Datos Personales. Cuidar los Datos Personales es socialmente responsable, pues no hay nada más social que dichos datos. Y lograr que una empresa pequeña, mediana o grande tenga buenos procesos y un sistema de gestión de datos competente para ello, es un proceso intenso, pero valioso y muy lograble.

La transmisión de los datos personales se puede hacer tanto para fines comerciales como operativos de las empresas, pero es importante que siempre se resguarde su integridad y que aquellos dueños de los datos tengan la certeza de que se están manipulando de manera segura y que siempre pueden optar por ejercer sus derechos ARCO (www.inai.gob.mx) para evitar que una empresa los mal utilice o los transmita o explote sin su consentimiento.

Algunos conceptos básicos que las empresas deberían conocer son:

  • Información – Conjunto de datos que se encuentra en poder una persona, grupo de personas o entidades públicas o privadas, los cuales podrían tener relevancia para dichos actores en función de sus intereses.
  • Seguridad – Concepto asociado a la certeza, falta de riesgo o vulnerabilidad. Seguridad es un estado de cualquier sistema o tipo de información que nos indica que está libre de peligro o daño.
  • Confidencialidad – Rasgo o cualidad que poseen los datos, hechos o acciones y que son sometidos a un proceso de discreción por parte de los involucrados.
  • Disponibilidad – Acceso y utilización de la información por parte de los individuos, entidades o procesos autorizados cuando lo requieran.
  • Integridad – Mantenimiento de la exactitud y completitud de la información y sus métodos de proceso.

Estos principios son cruciales en un sistema de gestión de la información. Tomando en cuenta la importancia social que tienen los datos y su relevancia económica, la sugerencia es tener un sistema robusto, bien diseñado y que exude confianza y respeto por los datos.

Para hacerlo, las empresas pueden tomar medidas y ajustar sus procesos de manera tal que los datos que manipulan tanto de clientes, colaboradores, proveedores, accionistas, etc. estén seguros y que además, se cree una conciencia en su utilización y transmisión.

Una efectiva y exitosa implementación de un sistema integral de gestión de la información no sólo permitirá a la empresa ser socialmente responsable con uno de los activos más poderosos que tenemos como personas – nuestra identidad y su valor general – sino que además permitirá revisar procesos y eficientarlos.

Dicha implementación se puede hacer con ayuda de una consultoría profesional y experta en el tema, en tiempo y costos razonables. Esa inversión, redituará en el muy corto plazo. De manera casi garantizada si la implementación se hace de forma integral, responsable y apuntando a la eficiencia.